You are currently viewing Gürtel, un caso pionero en España

Gürtel, a pioneer case in Spain

En mayo de 2018 el Partido Popular (PP) español se convirtió en la primera organización política condenada por corrupción en el país europeo. La Audiencia Nacional emitió su veredicto frente al caso de corrupción más grande en tiempos de democracia en España, demostrando la culpabilidad de tres empresarios: Francisco Correa, líder del PP; Pablo Crespo, exsecretario general del PP; y Álvaro Pérez.

La mayor condena fue recibida por Francisco Correa, cuyo apellido sirvió para nombrar el caso Gürtel (al traducir al idioma alemán la palabra Correa), y quien pagará con 51 años y 11 meses en prisión. Sin embargo, se impusieron condenas a al menos 34 personas involucradas por diversos delitos como fraude, malversación de fondos, falsedad documental, asociación ilícita, blanqueo de capitales, tráfico de influencias, apropiación indebida, estaba, entre otros.

El resultado de las investigaciones iniciadas en 2007 terminaron en la destitución del presidente Mariano Rajoy. El caso Gürtel se trata del delito de corrupción a gran escala, pues una red de empresas conseguían contratos a nombre del PP en todo el territorio español. Para lograrlo sobornaba a funcionarios públicos con poder de decisión sobre los estos contratos. Frecuentemente parte de los recursos económicos alcanzados eran usados para financiar campañas políticas y electorales, a favor del partido.

Gürtel salió a la luz

El caso comenzó a investigarse en 2007 cuando un exconsejal del PP, José Luis Peñas, denunció lo ocurrido y presentó como pruebas 18 horas de grabaciones de conversaciones entre los líderes de la red de corrupción.

Las pruebas fueron estudiadas por el juez Baltazar Garzón, quien determinó que el grupo de las empresas investigadas (23 en total) se alimentaba de fondos públicos de las comunidades altas cantidades de dinero para obtener contratos, eventos y actividades con grandes márgenes de dinero.

Tras el auto dictado por el juez Garzón se determinaron las responsabilidades penales de los imputados. Para la audiencia testificaron al menos 300 personas, entre las que figuraron Mariano Rajoy en su calidad de presidente.

El PP también fue condenado como partícipe a título lucrativo con una suma de 245.000 euros. Esta sentencia lo convirtió en el primer partido político de España acusado de corrupción.

El escándalo del caso Gürtel fue una sombra que siguió de cerca al gobierno de Rajoy. Durante las primeras investigaciones, el presidente español no reconoció la existencia de una red de corrupción, incluso aseguraba que se trataba de casos aislados, según declaraciones recogidas en un artículo de la BBC. Sin embargo, el contenido de la sentencia del juicio central del caso condujo a la moción de censura en contra del primer mandatario, y que se convirtió en la primera en hacerse efectiva de las cuatro presentadas en la historia española.

Sources consulted