You are currently viewing El acoso laboral es un delito común pero poco atendido

Workplace bullying is a common but underreported crime

El acoso laboral es un delito creciente en las sociedades que surge de comportamientos no éticos del empleador y con múltiples consecuencias en la salud e integridad del empleado. A pesar de ocurrir con frecuencia, los casos suelen ser poco denunciados e incluso subestimados. La frecuencia con la que suceden casos de este tipo finalmente afecta al sistema social, pues va generando problemas psicológicos y emocionales en las víctimas, impidiendo manifestar sociedades sanas y con individuos felices.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el abuso verbal es la representación más común reportada del  acoso laboral, también conocido por su denominacion en inglés mobbing. El acoso laboral está definido como un fenómeno causado por el deterioro de las relaciones interpersonales y disfunciones organizacionales en los sitios de trabajo.

¿Qué es el acoso laboral?

Puede estar asociado a diversos factores como la discriminación de género, religión, etnia, edad, condición física, entre otros. El término mobbing  fue acuñado por el investigador sueco Heinz Leymann para referirse al comportamiento de algunas especies animales que aíslan a uno de sus miembros y lo expulsan de la comunidad. En el espacio laboral, se trata de acciones sistemáticas de acoso psicológico que tienen como intención la degradación de las condiciones de trabajo afectando la dignidad, los derechos humanos y laborales, e incluso generar problemas de salud física y mental.

acoso laboral - Heinz Leymann
The term mobbing  fue acuñado por el investigador sueco Heinz Leymann

Sin embargo, no todos los conflictos suscitados en el entorno laboral pueden ser catalogados de acoso. Para ser clasificados en esta categoría deben cumplir con las siguientes condiciones:

  • Debe ser un comportamiento repetitivo y prolongado durante al menos seis meses.
  • Son acciones no éticas y contraproducentes para todo el ambiente laboral.
  • Por lo general, existe una víctima concreta y no se trata de un mal ambiente laboral generalizado.
  • La situación perpetuada no es consecuencia de una reacción ante un comportamiento injustificado del acosado frente al acosador.

El acoso laboral suele causar múltiples impactos en la víctima que afectan de forma importante su salud y desarrollo personal. En ese sentido, se pueden llegar a experimentar reacciones de ansiedad,apatía, depresión, inseguridad, insomnio, cambios repentinos de humor e incluso afecciones de salud evidentes tales como hipertensión arterial, ataques de asma, migrañas, dermatitis, pérdida de cabello,úlceras estomacales, taquicardia, entre otros.

En algunas oportunidades esta situación también se ve envuelta en situaciones de acoso sexual, definido como aquel que se comete al solicitar favores de naturaleza sexual comprometiendo las relaciones laborales existentes al imponer tácitamente una amenaza desde una figura de poder que favorece la manipulación de la víctima.

A pesar de afectar visiblemente a la persona acosada y convertirse finalmente en un problema social, el mobbing ha sido subestimado y por lo general poco denunciado. Para permitir que la justicia pueda hacer su trabajo al respecto, es importante informar a los trabajadores y empleadores sobre este delito a fin de prevenirlo y de ocurrir, poder actuar a tiempo para determinar las responsabilidades correspondientes. Asimismo, cada país debe velar porque sus habitantes tengan conocimiento pleno de la legislación que puede ampararlos frente a esta situación.

Estas son algunas de las recomendaciones fundamentales para los trabajadores:

  • Contactar a los supervisores que tienen la responsabilidad de la salud y bienestar de los trabajadores.
  • De ser posible solicitar el traslado a otra área de trabajo.
  • Recolectar evidencia.
  • Identificar aliados en la situación.
  • Conocer la legislación vigente al respecto.

Sources consulted: